🔎 Guía Completa Para Analizar una Hoja de Balance

Paso a Paso: Cómo Analizar un Balance como un Analista Financiero.

Cuántas veces te encontraste en la encrucijada de decidir si invertir o no en una empresa, pero te frena no entender del todo qué es un balance fuerte o uno débil? 

¿Cómo saber si esa empresa en la que estás pensando invertir está realmente en una buena posición financiera? Esta es una de las preocupaciones más comunes que enfrentan todos los inversores, especialmente aquellos que están dando sus primeros pasos en el mundo de las inversiones. 

Comprender y analizar un balance puede parecer una tarea abrumadora, pero no tiene por qué serlo. Con esta guía y la checklist masiva que te comparto a continuación vas a estar un paso adelante que el resto de los inversores y espero te dé la confianza necesaria para tomar decisiones de inversión bien fundamentadas. Empecemos.

La importancia de tener una buena checklist

Atul Gawande escribió uno de los libros de no ficción más vendidos de los últimos años. En ese libro habla de la creciente complejidad de las profesiones modernas como piloto de avión o  cirujano. Para estas profesiones se plantea una solución única: el uso de checklists. ¿Su libro? The Checklist Manifesto. 

Es por eso que hoy quería compartir no sólo la única guía que vas a necesitar para analizar qué tan fuerte es un balance, sino que además te comparto una checklist que escribí especialmente para que puedas usar de referencia al momento de analizar una empresa. 

Sí ya sé, nada es tan simple cómo parece, pero creo que de todas formas analizar el balance de una compañía que cotiza en bolsa puede ser bastante simple si aplicás al menos unas horas a revisar la información que aparece en los balances. 

Si haces esto, ya habrás hecho más que el 90% de los inversores. Ahora, ¿qué quiere decir «tener un buen balance»?. 

¿Qué quiere decir que una empresa tenga un balance «fuerte»?

Primero lo primero. ¿Qué significa que una empresa tenga un balance fuerte y por qué es importante para ti como inversor individual?

Un balance fuerte o débil puede representar la diferencia entre experimentar una pérdida leve en tu inversión o perderlo todo ante una bancarrota de la empresa en la que invertiste.

Tener un balance fuerte significa que la empresa dispone de los activos necesarios para afrontar sus obligaciones tanto a corto como a largo plazo, evitando así no solo la quiebra, sino también aprovechando las oportunidades durante una crisis para adquirir otras empresas a precios de liquidación.

¿Cuánto es el máximo que una empresa puede tomar prestado?

Obviamente, no hay una respuesta única para determinar cuánto es el máximo de deuda que una empresa puede asumir en un período determinado. Sin embargo, la respuesta claramente debe considerar la cantidad y la estabilidad de los flujos de efectivo de la empresa, así como el valor de los activos que posee en su balance.

Cuanto más estables sean los flujos de efectivo, más deuda puede asumir la empresa. Cada industria tiene diferente variabilidad en los flujos de efectivo que genera, y estos a menudo están correlacionados con el ciclo económico.

Las empresas de servicios públicos, por ejemplo, como las proveedoras de energía eléctrica, tienen flujos de efectivo muy estables; la gente no deja de pagar la cuenta de electricidad incluso durante las recesiones. Por ello, las empresas de servicios públicos suelen tener un alto grado de endeudamiento.

Por otro lado, las empresas más cíclicas y que además dependen del precio de una commodity para determinar sus ganancias, deberían endeudarse mucho menos.

Entre los factores internos que determinan el nivel de endeudamiento de una empresa se encuentran:

– la rentabilidad,

– la estabilidad de los flujos de efectivo,

Рel tama̱o relativo de la deuda contra el activo,

– la composición de los activos (qué tan líquidos son, etc.),

– la posición competitiva de la empresa en la industria.

Por otro lado, entre los factores externos para determinar cuánto crédito puede tomar una empresa se incluyen:

– las condiciones de mercado,

Рlas tasas de inter̩s de los bancos centrales, etc.

¿Cuál es la brújula para navegar un balance?

El objetivo principal que deberías tener al analizar un balance es buscar la certeza de que la compañía podrá afrontar sus deudas (tanto las que están en el balance como las que no, piensa en alquileres, planes de pensión, etc.) con los flujos de efectivo generados por las operaciones de la empresa.

Como sabrás, los flujos de efectivo generados por las operaciones de una empresa pueden variar a lo largo del tiempo, por lo cual es importante contar con un buen margen de seguridad para poder compensar y cubrir todas las obligaciones en épocas de crisis, cuando los flujos operativos se vean afectados por la situación económica del país o por la aparición de un nuevo competidor.

Antes de meternos en los primeros pasos para revisar el balance de una empresa, creo que es importante que tengas en mente la motivación de la deuda: ¿Cuál es el motivo por el que la empresa haya tomado deuda en los últimos años?

  • ¿Fue para financiar una adquisición?
  • ¿Fue para pagar un dividendo especial o recomprar acciones?
  • ¿Fue para cubrir pérdidas?
  • ¿Fue para invertir en nuevas líneas de producto?

Es importante conocer cuál fue la motivación de la empresa para endeudarse en el pasado, ya que esto puede decir mucho sobre la salud financiera de la compañía. Ahora, ¿por qué es bueno tener poca deuda? Básicamente, por dos razones fundamentales:

  • permite reducir el riesgo de entrar en bancarrota y
  • permite ser oportunistas y adquirir otras empresas en momentos de debilidad cuando se generan las crisis.

¿Cuál es la contra? Bueno, desde ya que podría ser que la empresa crezca un poco más despacio en lugar de hacerlo a gran velocidad con el uso de deuda.

Primeros pasos para analizar un balance

¿Qué hay en el pasivo? Descifrando el Código de la Bancarrota Empresarial

Veamos, una empresa quiebra cuando no puede afrontar sus obligaciones. ¿Dónde están sus obligaciones? En el pasivo del balance.

Por eso, la primera tarea del analista es conocer en profundidad todo lo que hay en el pasivo. ¿Qué nos podemos encontrar ahí? Vamos a explorarlo.

Lo primero que voy a ver es la deuda financiera, esa deuda que paga interés, lo que voy tratar de entender es:

  • cuánto es el total, 
  • cuánto se paga de interés, 
  • si el tipo de interés es fijo o variable, si es tasa fija es más fácil de proyectar y no voy a tener tanta incertidumbre, si es tasa variable y como es muy difícil saber cuáles van a ser los tipos de interés entonces añade incertidumbre,
  • cuándo son los próximos vencimientos de esa deuda.

Además de las deudas típicas, también hay otros compromisos u obligaciones considerados «fuera del balance», o en inglés, «off-balance-sheet-debt». Esta deuda debe contabilizarse siempre que haya una obligación contractual. ¿Ejemplos de este tipo de deuda?

Obligaciones de arrendamiento o leasing (comúnmente alquileres de edificios o equipos).

  • Leasing operativo: no se reporta en el balance, solo se incluye en las notas al pie. Un contrato de alquiler incluye obligaciones de pagos futuros para la empresa y, por ello, debe considerarse como deuda. Para calcular cuánto paga una empresa en alquileres, lo que generalmente se hace es multiplicar la renta anual por siete, aunque lo correcto sería descontar los pagos futuros hasta el fin del contrato utilizando una tasa de descuento adecuada.
  • Leasing financiero: se reporta en el balance.

Garantías o Warranties.

Contratos de compra (generalmente en empresas de servicios públicos que se comprometen a comprar una cantidad determinada de materias primas a un precio fijo en una fecha futura, obligándose así a desembolsar fondos).

Obligaciones sin financiamiento del fondo de pensiones.

Obligaciones generadas por el pago de una demanda judicial.

¿Qué más debería investigar acerca de las características del pasivo? Veamos.

Mencioné más arriba que es clave entender cuándo vencen las diversas obligaciones presentes en el balance para entender cuáles serán las necesidades de efectivo en el futuro. Si la empresa tiene la mayor parte de su deuda emitida a tipos bajos y necesita financiarse en un entorno de altas tasas de interés, como el actual, los nuevos intereses podrían afectar seriamente su rentabilidad.

Otra área a analizar son los «loan covenants» o convenios de préstamo, donde se mencionan todas las condiciones y restricciones que se acordaron al contraer la deuda. La violación de alguno de estos convenios puede implicar un incumplimiento técnico para la empresa o un incumplimiento total. Estos convenios suelen restringir las acciones corporativas que una empresa puede realizar mientras dure el préstamo, acciones que podrían afectar los ratios de liquidez, como el ratio corriente que menciono más adelante.

Por último, es importante saber si la deuda que tiene la empresa es recourse o non-recourse. ¿Qué significa esto? Si la deuda es non-recourse, significa que está respaldada por un activo en particular y si hay un incumplimiento no se ve afectada toda la empresa, sino solo el activo que está vinculado a ese préstamo en particular.

Si la empresa deja de pagar, el prestamista tiene derecho a quedarse con el activo a cambio de renunciar a cualquier reclamación futura por ese préstamo en particular.

¿Qué hay en el activo? Leyendo la hoja de balance como un pro

Ahora que viste qué buscar al analizar el pasivo, veamos qué aspectos considerar al analizar el activo.

No todos los activos son creados iguales, por lo que es crucial entender el grado de liquidez de los distintos componentes del activo. El efectivo en caja es mucho más líquido y de disponibilidad inmediata que la maquinaria instalada en la fábrica.

Siempre es fundamental saber cuánto tiempo tardaría la empresa en convertir cada activo en efectivo que pueda usarse para pagar las deudas de la compañía.

Vamos entonces a ver cuáles son los principales componentes del activo.

Efectivo: 

  • Sin duda, el más líquido de todos, aunque a veces pueden existir detalles que hagan que el efectivo no esté disponible de inmediato. Por ejemplo, una empresa multinacional podría tener efectivo acumulado en jurisdicciones extranjeras y no repatriarlo a Estados Unidos para evitar pagar impuestos. Por lo tanto, a menudo, para poder usar ese efectivo en este país, tendrían que pagar tasas de hasta un 30%.
  • Otro ajuste a tener en cuenta al considerar el efectivo son las necesidades estacionales del negocio en cuanto a capital de trabajo. El nivel de efectivo en caja puede variar durante el año porque la empresa necesita incrementar la compra de mercadería para maximizar inventarios preparándose para temporadas altas, o porque la empresa necesita incrementar la contratación de empleados, drenando más efectivo. 

Cuentas por cobrar:

  • En las compañías que venden a crédito, es de especial importancia entender la calidad y la liquidez de las cuentas por cobrar.
  • Con respecto a la calidad, no es lo mismo tener cuentas por cobrar de una multinacional como Amazon que de una pequeña empresa local.
  • También es importante calcular el «receivables turnover» o rotación de cuentas por cobrar, que nos indica el tiempo promedio que tarda la compañía en convertir esas cuentas a cobrar en efectivo. Esto nos permite entender si existe un desfasaje entre el tiempo que tardan en cobrar y el tiempo que tardan en pagar a los proveedores.
  • Para calcular «rotación de cuentas por cobrar» lo que tenemos que hacer es dividir las ventas netas generadas durante el año por el valor de cuentas a cobrar promedio en cada trimestre. Si dividimos este número por 365 obtenemos la cantidad de días necesarias para transformas las cuentas por cobrar en efectivo para la empresa. 

Inventario:

  • En las compañías de venta minorista, es crucial entender cuánto tiempo tarda la empresa en transformar el inventario en efectivo, ya que el inventario es, en última instancia, efectivo en forma de mercadería.
  • Para calcular este número se pueden dividir el «cost of goods sold» o costo de la mercadería acumulado durante el año por el inventario promedio de los cuatro trimestres del año. Una vez obtenido este número se divide por 365 y se obtiene el número de días que el inventario tarda en convertirse en efectivo. 
  • La utilización eficiente del inventario es fundamental ya que si se acumula demasiado, la empresa puede incurrir en costos innecesarios de almacenamiento y tener efectivo inmovilizado. Por otro lado, si no hay suficiente inventario, la empresa puede perder ventas.,

Analizando los ratios de liquidez de una empresa 

Esta es una de las formas más comunes de ver rápidamente la posición financiera de una empresa. Hay ratios de cobertura y hay ratios estáticos. Veamos ambos tipos.

Ratios de cobertura

Estos indicadores comparan el ingreso disponible durante un año dado con el pago de intereses o cargos fijos para ese mismo período. Dependiendo de la ganancia que se tome en cuenta, tenemos:

– EBITDA/Intereses: son las ganancias antes de depreciación y amortización e intereses e impuestos comparadas con los intereses a pagar durante ese período.

– EBIT/Intereses: lo mismo pero con las ganancias después de amortización y depreciaciones.

– Flujo de efectivo de las operaciones/Intereses: el flujo generado solo por las operaciones de la empresa comparado con los intereses que tiene que pagar.

Es preferible usar esta última medida ya que los flujos de efectivo son más difíciles de alterar en comparación con la métrica de ganancias.

Cuanto más cíclicos sean los flujos de efectivo de una empresa en particular, más cobertura vamos a necesitar para dar cuenta de esa variación e imprevisibilidad. Las compañías de gas y petróleo, por ejemplo, tienen gran variabilidad de flujos en comparación con compañías de cuidado de la salud.

Ratios estáticos

Son indicadores que miden la capacidad de pago de una empresa en un momento en el tiempo. Estos incluyen:

– Activo corriente/ Pasivo corriente

– Deuda/ Patrimonio neto

– Deuda / Activos totales

Uno de los ratios que más uso para tener un indicador rápido acerca de cuán endeudada está una empresa, es el ratio:

РDeuda neta / EBITDA: el total de la deuda menos el efectivo disponible dividido por el EBITDA generado durante el a̱o.

Este indicador nos dice cuántos años tardaría la empresa en repagar la deuda solo utilizando el EBITDA generado durante el período.

РUn ratio > a 3x es riegoso a menos que sea una empresa de servicios p̼blicos.

– Un ratio < a 3x y > a 1x sería algo medio. 

– Un ratio < a 1x es definitivamente un nivel bajo de deuda. 

Todos los ratios mencionados, siempre tienen sentido compararlos contra los competidores o contra la industria en general, ya que el nivel óptimo de deuda puede variar de industria en industria.

Desde inversores fundamentales a dividendos: Por qué la fortaleza del balance es clave

Si estás suscrito a mi blog, es probable que seas un inversor fundamental que se sumerge en los detalles de un negocio y que invierte en acciones a largo plazo para beneficiarte de la apreciación del capital. Por tanto, aprender a analizar la solidez de un balance trimestre tras trimestre es esencial para asegurarte de que la empresa puede hacer frente a todas sus obligaciones y que no corre el riesgo de quiebra.

Por otro lado, si eres un inversor en dividendos que aspira a seguir recibiendo pagos en los años y décadas venideras, también vas a necesitar garantizar la supervivencia de la empresa. Para ello, no queda más remedio que analizar la fortaleza del balance y sus proyecciones futuras. La salud financiera de la empresa es un indicador crucial de su capacidad para seguir distribuyendo dividendos en el futuro.

Usando deuda en forma conservadora

Ok, imaginate una situación en la que la empresa tenga que tomar deuda sí o sí. No hay otra alternativa, es algo que tienen que hacer. ¿Pueden hacerlo en forma conservadora? Sí, solo tienen que asegurarse de lo siguiente:

  • Utilizar deuda a largo plazo en la medida de lo posible, preferiblemente con tasa fija, y usarla para financiar flujos de efectivo predecibles a largo plazo.
  • Mantener una calificación crediticia de grado de inversión. Esto asegura la confianza de los inversores y permite a la empresa acceder a tasas de interés más bajas.
  • Emitir deuda que sea non-recourse, es decir, deuda que está respaldada por activos específicos y no compromete el desempeño del negocio en su totalidad.
  • Tomar prestado solo lo que se pueda pagar dentro de un ciclo de negocios. El tiempo que esto tomará depende de la industria en la que opere la empresa.
  • Estructurar los pagos de la deuda de forma escalonada. Esto permite a la empresa evitar tener que afrontar todos los vencimientos a la vez, lo que podría causar problemas de liquidez.
  • Mantener acceso a una variedad de mercados financieros. Esto garantiza que la empresa pueda obtener capital en todas las etapas del ciclo de negocios.

Conclusión: Transformándote en un experto en análisis de balances

Si llegaste hasta acá, seguramente ya tengas una idea clara del proceso de evaluación de financiera de una empresa. Hablamos de cómo puedes analizar tanto los pasivos como los activos, poniendo especial atención a la liquidez y la calidad de los últimos. Además, profundizamos en la importancia de entender la estructura de la deuda de una empresa y cómo esto puede afectar su capacidad para generar rendimientos para los inversores.

Comprender estas dinámicas es crucial para cualquier inversor que busque tomar decisiones bien informadas y minimizar riesgos. Para facilitarte este proceso, preparé un checklist completo con todas las preguntas que deberías hacerte al analizar la salud financiera de una empresa (lo podés encontrar en el link del correo que recibiste). ¡Espero que te sirva!

a hoja de balance es una herramienta vital para el análisis financiero. Utilizar un checklist nos ayuda a realizar una evaluación detallada y a no olvidar puntos importantes. A continuación, puedes encontrar un listado de las principales preguntas que debes considerar al analizar la hoja de balance de una empresa.

Análisis general

  • ¿Cuál es el objetivo que tiene la empresa para tomar deuda?
  •  Â¿Fue para financiar una adquisición? 
  • ¿Fue para pagar un dividendo especial o recomprar acciones?
  • ¿Fue para cubrir pérdidas? 
  • ¿Fue para invertir en nuevas líneas de producto?
  • ¿Cómo son los flujos libres de efectivo que tiene la empresa? ¿Son predecibles o tienen mucha volatilidad? ¿Van creciendo o van disminuyendo?
  • ¿Cuál es la posición competitiva de la empresa en la industria? ¿Tiene chances de garantizar esos flujos de efectivo a futuro?
  • ¿Cuál es la situación del mercado de crédito? ¿Los bancos están dando créditos fácilmente o es muy difícil conseguir financiamiento? 
  • ¿Cuál es la política reinante de los bancos centrales? ¿Hay un entorno de subida de tasas o un entorno de bajas tasas?
  • ¿Cuál es el patrimonio neto de la empresa? – El patrimonio neto es la diferencia entre los activos y los pasivos de una empresa. Un patrimonio neto creciente puede ser un buen indicador de la salud financiera de la empresa.
  •  Â¿Cómo se compara el balance de la empresa con el de sus competidores? –  Comparar el balance de la empresa con el de sus competidores puede dar una idea de cómo está posicionada la empresa en su industria.
  • ¿La empresa tiene inversiones estratégicas que pueden impulsar el crecimiento futuro? – Las inversiones en nuevos proyectos, tecnología o adquisiciones pueden ser señales de crecimiento futuro.
  • ¿La empresa tiene provisiones significativas? – Las provisiones para responsabilidades futuras pueden reducir el patrimonio neto de la empresa.
  •  Â¿Quién es el auditor de la empresa? ¿Es una compañía reconocida? ¿Es uno de los «big 4»?

Análisis del pasivo

  • ¿Cuál es el total de deuda contraída por la empresa y con qué instrumentos?  Â¿Ha emitido bonos, tiene una línea de crédito con el banco, ha emitido obligaciones negociables, etc?
  • ¿Cuál es la tasa de interés promedio que se paga por la deuda pendiente? ¿Es a tipo de interés fijo o variable?
  • ¿Cuáles son los próximos vencimientos de la deuda que tiene que afrontar la empresa?
  • ¿Está aumentando la deuda a corto plazo? – Un aumento en la deuda a corto plazo podría ser una señal de problemas de liquidez.
  • ¿Hay deuda que está por fuera del balance?
    • ¿Hay leasing operativo?
    • ¿Hay warrants pendientes?
    • ¿Hay contratos de compra pendientes?
    • ¿Hay deuda pendiente con el fondo de pensiones?
    • ¿Hay obligaciones pendientes productos de una demanda judicial?
  • ¿Cuáles son los loan covenants o convenios de préstamo?
  •  Â¿Qué porcentaje de deuda es recourse vs  non-recourse?

Análisis del activo

  •  Â¿Cómo está compuesto el activo? ¿Qué porcentaje del activo es líquido de inmediata disponibilidad comparado con activo menos líquido? – Esta pregunta busca una descripción detallada de los activos que posee la empresa. Los activos pueden ser tangibles, como propiedades y equipos, o intangibles, como patentes y marcas registradas.
  • ¿Cuáles son los mayores activos de la compañía?
  • ¿Cuál es la cantidad de activos corrientes y no corrientes? – Los activos corrientes son aquellos que se espera convertir en efectivo en un año, mientras que los activos no corrientes son los que la empresa espera conservar durante más de un año.
  • ¿La empresa ha realizado inversiones significativas en activos intangibles? – Los activos intangibles, como las patentes y las marcas registradas, pueden ser valiosos, pero también pueden ser difíciles de valorar.
  • ¿Qué inversiones ha realizado la empresa recientemente? – Las inversiones recientes pueden proporcionar pistas sobre la estrategia futura de la empresa.
  • ¿Cómo es la calidad de las cuentas a cobrar? – ¿Es de empresas multinacionales o clientes de dudosa cobrabilidad? 
  •  Â¿Cuál es la tendencia de las cuentas por cobrar? – Un aumento en las cuentas por cobrar podría indicar problemas de liquidez a corto plazo o dificultades para cobrar a los clientes. ¿Crecen a la misma velocidad que las ventas?
  • ¿Cuál es el tiempo promedio que tarda la compañía en convertir las cuentas a cobrar en efectivo? – Dividir las ventas netas generadas durante el año por el valor de cuentas a cobrar promedio en cada trimestre. Si dividimos este número por 365 obtenemos la cantidad de días necesarios para transformar las cuentas por cobrar en efectivo para la empresa. 
  • ¿Cuánto tiempo tarda la compañía en transformar el inventario en efectivo? – Dividir el «cost of goods sold» o costo de la mercadería acumulado durante el año por el inventario promedio de los cuatro trimestres del año. Una vez obtenido este número se divide por 365 y se obtiene el número de días que el inventario tarda en convertirse en efectivo. 
  • ¿Cómo ha variado el inventario con el tiempo? – Un incremento constante del inventario podría indicar problemas de ventas o mala gestión de inventario.
  • ¿La empresa ha realizado alguna revalorización de sus activos? – Las revalorizaciones pueden alterar significativamente la apariencia del balance.

Análisis de ratios

  •  Â¿Cómo es el ratio de flujos libres de efectivo anual comparado con los pagos que deben hacerse de intereses y principal de la deuda pendiente? ¿Hay margen de seguridad para estar protegido ante fluctuaciones en el flujo de efectivo?
  • EBITDA/Intereses: básicamente son las ganancias antes de depreciación y amortización e intereses e impuestos comparadas con los intereses a pagar durante ese período. 
  • Flujo de efectivo de las operaciones/Intereses: es decir el flujo generado solo por las operaciones de la empresa comparado con los intereses que tiene que pagar. 
  •  EBIT/Intereses: lo mismo pero con las ganancias después de amortización y depreciaciones. 
  • Deuda neta / EBITDA: básicamente el total de la deuda menos el efectivo disponible dividido por el EBITDA generado durante el año. Este indicador nos dice cuántos años tardaría la empresa en repagar la deuda solo con utilizando el EBITDA generado durante el período.
    • Un ratio > a 3x es riesgoso a menos que sea una empresa de servicios públicos.
    • Un ratio < a 3x y > a 1x sería algo medio. 
    • Un ratio < a 1x es definitivamente un nivel bajo de deuda. 
  • Activo Corriente / Pasivo Corriente (Ratio de Liquidez Corriente): Este es un indicador clave de la liquidez a corto plazo de una empresa. Mide la capacidad de la empresa para pagar sus obligaciones a corto plazo con sus activos más líquidos (es decir, aquellos que se pueden convertir rápidamente en efectivo). Un ratio de liquidez corriente alto sugiere que la empresa está bien posicionada para cubrir sus obligaciones a corto plazo. Sin embargo, un valor demasiado alto puede indicar que la empresa no está utilizando eficientemente sus recursos para generar ingresos.
  • Deuda / Activos Totales (Ratio de Endeudamiento): Este ratio indica qué proporción de los activos totales de una empresa está financiada por deuda. Es una medida del apalancamiento financiero de la empresa. Un ratio alto sugiere que la empresa ha asumido una cantidad significativa de deuda para financiar sus activos, lo que puede aumentar el riesgo financiero de la empresa.
  • Deuda / Patrimonio Neto (Ratio de Apalancamiento Financiero): Este ratio muestra la relación entre el dinero que la empresa ha tomado prestado (deuda) y el dinero que los accionistas han invertido en la empresa (patrimonio neto). Un ratio alto indica que la empresa se ha financiado en gran medida con deuda. Si bien el apalancamiento puede aumentar el potencial de rendimiento, también puede aumentar el riesgo si la empresa no puede cumplir con sus obligaciones de deuda. Es crucial comparar este ratio con los de otras empresas en la misma industria, ya que diferentes industrias tienen diferentes niveles de deuda aceptables.
  •  Â¿La empresa tiene suficiente liquidez para cubrir sus obligaciones a corto plazo? – La relación entre los activos corrientes y los pasivos corrientes de una empresa, conocida como el ratio de liquidez, puede indicar si la empresa tiene suficiente liquidez para cubrir sus obligaciones a corto plazo.
  • ¿Cuánto capital circulante tiene la empresa? – El capital circulante, que es la diferencia entre los activos y pasivos corrientes, indica la capacidad de la empresa para cumplir con sus obligaciones a corto plazo.
  •  Â¿Cómo ha cambiado la ratio de capital de trabajo? – Un cambio en este ratio puede indicar un cambio en la capacidad de la empresa para cumplir con sus obligaciones a corto plazo.

¿Qué indica el ratio de prueba ácida? – Este ratio es similar al ratio de liquidez corriente, pero excluye los inventarios del numerador. Es útil para ver cómo la empresa podría cubrir sus deudas a corto plazo sin tener que vender inventario.

Un saludo,

Mauricio Heck

6 comentarios en «🔎 Guía Completa Para Analizar una Hoja de Balance»

Deja un comentario