Saltar al contenido

Un Paso Por Delante de Wall Street – Guía del Libro + PDF

18 de noviembre, 2020 | por Mauricio Heck

bate a wall street

Un Paso por Delante de Wall Street es lectura obligada en la biblioteca de cualquier inversor particular por la motivación que brinda y por cómo Lynch desmitifica en cierta forma el proceso de toma de decisiones para invertir en una compañía.

Analizando Un Paso por Delante de Wall Street

Un Paso por Delante de Wall Street se ha convertido en uno de los clásicos libros para invertir en bolsa.

En 1977 comenzaba un período de 13 años en los que un pequeño fondo de inversión dentro de Fidelity Investments se convertiría en materia prima de leyenda. Para el 1990 y bajo el liderazgo de Peter Lynch el Magellan Fund alcanzaría una rentabilidad anual promedio de 29.2% y los activos bajo administración pasarían de US$18 millones a US$14 mil millones (“Peter Lynch”, n.d.).  

Peter Lynch es considerado uno de los mejores inversores de la historia y en su libro “Un Paso por Delante de Wall Street” destila gran parte de su conocimiento y su método para poder elegir. Creo que, como inversor particular, este es uno de los primeros libros que se deberían leer ya que hace un excelente recorrido por los diferentes aspectos básicos a tenerse en cuenta para elegir compañías individuales en las que invertir. 

Además, a diferencia de “El Inversor Inteligente”, es un libro que es muy fácil de leer y de comprender. Con un estilo ameno y divertido Lynch lleva de la mano al lector a través de los diferentes aspectos que deben tenerse en cuenta antes de comprar una acción. 

Sin dudas, uno de mis libros favoritos sobre inversiones. Lectura obligada en la biblioteca de cualquier inversor particular por la motivación que brinda y por cómo Lynch desmitifica en cierta forma el proceso de toma de decisiones para invertir en una compañía. 

Al final del texto podrás descargar esta guía del libro en PDF totalmente gratis para leer e imprimir más cómodamente. De todas formas, si quieres comprar el libro en Amazon puedes hacerlo directamente aquí.

El Mensaje de Lynch: Cualquiera Puede Invertir en la Bolsa

Creo que si hay que resumir el libro de Lynch en una sola frase, el mensaje sería: “cualquier puede invertir en la bolsa”. Desde ya, hay muchas aclaraciones que hay que hacer. Sin embargo, el autor recomienda prestar más atención al conocimiento que una persona puede tener como consumidor o como participante de la industria en la que trabajar que a las recomendaciones que hace el broker para comprar o vender una acción. 

Lynch nos invita a estar atentos a cuáles son los negocios que vemos en la calle o en el mall en los que siempre a una fila de gente para comprar; a través de la simple observación de la realidad del día a día el inversor particular puede detectar oportunidades en las que Wall Street todavía no hay puesto el ojo; de ahí el título del libro “Un Paso por Delante de Wall Street”. 

Principales Consejos de Lynch en “Un Paso Por Delante de Wall Street”

Si bien Lynch nos provee de una checklist de inversión  en las que el lector se puede basar al momento de elegir una acción en la cual invertir; también hace ciertas recomendaciones en torno a cómo mirar el todo el proceso y cómo entender el mercado. 

En primer lugar, uno de los puntos que recalca es que se sobreestima la sabiduría de los profesionales y que muchas veces se piensa que un inversor particular no tiene chances de tener resultados mejores a los del mercado o a los de la mayoría de los gestores profesionales de fondos. 

Si bien los tiempos han cambiado mucho desde que Lynch escribió el libro a finales de los 80s, seguramente todavía hay algo de verdad en esta afirmación. Desde ya, como recomienda Graham en “El Inversor Inteligente”, si uno va a ser un inversor particular activo hay dedicarse de lleno y hacer un análisis muy cuidadoso. 

Otra de las ideas fundamentales de este libro tiene que ver con apalancarse en los conocimientos que uno ya tiene, es mucho más fácil invertir en una industria que uno conocer tanto por ser consumidor como por ser participantes activo que invertir en una compañía de una industria en la que somos totalmente ajenos. 

Una vez elegida la industria, dice Lynch, hay que enfocarse en encontrar compañías que no hayan sido todavía descubiertas por Wall Street. ¿Qué significa esto? Idealmente que la tenga 0 o ningún analista que la esté siguiendo y que la participación institucional en el capital de la empresa también sea mínima o nula. 

Al momento de analizar las compañías, Lynch al igual que Buffett y Graham, recomienda no mirarlas como si fuesen un pedazo de papel sino siempre tener en cuenta que se está comprando una participación en un negocio y cómo tal se deben analizar los fundamentales del negocio entendiendo cómo es la generación de valor en la compañía. 

Otro punto interesante que menciona Lynch en su libros, tiene que ver con las fluctuaciones a corto plazo del mercado. Lynch recomienda ignorarlas categóricamente ya que no reflejan cambios fundamentales en la estructura del negocio. Desde ya es algo muy común que luego de analizar una acción en particular y realizar la compra, el precio de la acción siga cayendo. 

De acuerdo a Lynch se deben ignorar las fluctuaciones de corto plazo del mercado y prestar más atención al rendimiento a largo plazo que es más predecible. 

Siempre se debe recordar que tratar de predecir el rendimiento de la economía es una tarea inútil para Lynch y que junto con la dirección del mercado a corto plazo son dos tareas a las que el inversor en compañías no debería prestar atención. 

Cómo el Inversor Particular Puede Ganarle a Wall Street

un paso por delante de wall street
Cómo cualquier inversor particular puede ganarle a Wall Street

Cómo te mencionaba más arriba, te diría que el principal mensaje de Peter Lynch en este libro es que cualquiera puede ganarle a los analistas de Wall Street eligiendo acciones si presta atención a los negocios y compañías que tiene alrededor y que lo están haciendo bien. 

Cualquiera puede describir “tenbaggers” diría Lynch. ¿Qué son los tenbaggers? Este término acuñado por Peter Lynch se refiere a aquellas compañías que pueden tener un retorno para el inversor de 10 a 1. Es decir aquellas acciones que pueden multiplicar su precio por 10.  Sin duda, tiene todo el sentido del mundo tratar de identificar este tipo de empresas, la preguntas es cómo. Y para ello, Lynch propone una serie de parámetros y criterios que se desarrollan en todo el libro. 

Lo primero que se tiene que tener en cuenta para encontrar estas empresas es prestar atención, cómo consumidor, a los negocios con los que uno tiene interacción en la vida diaria. Para ello basta con entender cuáles son los negocios que están creciendo, qué ofrecen mejores productos que la competencia o aquellos que son recomendados por conocidos y diferentes empresas. 

El segundo caso en el que un inversor particular puede obtener un edge o una ventaja frente a los analistas de Wall Street sería invirtiendo en empresas de la industria en la que trabaja, en la que conocer a los principales jugadores, a los principales proveedores y para las que se tiene muy claro cuales son las características particulares de esa industria. 

¿Por qué un ingeniero que trabaja en la industria aeronáutica termina comprando acciones de una biotecnológica? Para Lynch no tiene sentido. 

Se menciona el gracioso ejemplo de una pareja que se pasa el fin de semana buscando los pasajes aéreos más baratos para volar a Londres pero no repara en el más mínimo análisis a la hora de invertir gran parte de sus ahorros en acciones de KLM. Este es el ejemplo más común de por qué existe esa creencia de que analizar compañías es algo muy esotérico; la mayoría de los inversores no repara en analizar lo que compra. 

Los Tipos de Empresas Según Lynch: Sentando las Bases de Cómo Analizar Acciones

Probablemente otra de las cosas más recordadas de este libro, además de que “cualquiera puede ganarle a Wall Street” analizando los negocios que tiene cerca, sea la clasificación de empresas que hace Lynch en función a las expectativas que uno puede tener como inversor y a la construcción de portafolios. 

Para Lynch una compañía puede pertenecer a 1 de las siguientes 6 categorías: 

Slow-growers o empresas de crecimiento lento 

Son empresas que ya tuvieron su momento de gloria y que ya no crecen rápidamente sino que podrían considerarse empresas maduras.  Su ritmo de crecimiento es similar al crecimiento del PBI del país ya que crecen al mismo tiempo que lo hace el general de la economía. 

Este tipo de compañías se adquiere con dos objetivos: 1) para disminuir el riesgo de la cartera de acciones ya que en general son empresas grandes y consolidadas que tienen poco riesgo de ir a la bancarrota y 2) con el objetivo de cobrar el dividendo ya que normalmente no son empresas que siguen invirtiendo en el negocio para seguir creciendo sino que justamente van devolviendo sus ganancias a los accionistas. 

No se espera tener ganancias de capital en relación al precio de la acción. 

Stalwarts o empresas de crecimiento medio

Son compañías que tienen un crecimiento anual promedio de sus ganancias de entre 10% y 12%. Conviene siempre tener un buen mix de este tipo de empresas en el portafolio ya que este tipo de empresas suelen brindar cierto tipo de protección ante las fuertes caídas que pueden tener las empresas de rápido crecimiento en las recesiones. 

Fast-growers o empresas de crecimiento rápido 

Aquí es donde generalmente se hace el dinero según Lynch ya que son empresas que están en franca expansión y van creciendo sus ganancias entre un 20% y un 25% anual.  Son en general, empresas más chicas y agresivas. No necesariamente tienen que estar en industrias de alto crecimiento, sino que pueden estar en industrias que se están achicando pero siguen creciendo vía aumento de market share. 

Cyclicals o empresas cíclicas

Son empresas cuyas ventas y ganancias se expanden y se contraen con cierta regularidad. Estas empresas brillan saliendo de una recesión pero en la dirección opuesta pueden perder hasta el 50% del valor.

Turnarounds o empresas en proceso de cambio

Son empresas con cero crecimiento que están a punto de entrar en bancarrota pero están buenas porque sus movimientos no tienen nada que ver con los ciclos de mercado. En general, un nuevo gerente o un cambio en la estrategia de la empresa permiten pronosticar mejores resultados a futuro. 

Asset plays o empresas con activos ocultos

Son compañías que tienen algún activo oculto que no ha sido completamente valorado por el mercado: pueden ser derecho de TV, real estate, tax credit que le permita no pagar impuestos en el futuro, game royalties, etc. 

No Caigas en la Trampa: Qué Empresas Evitar Según Peter Lynch

En general las empresas a evitar son las acciones más calientes en el mercado, aquellas acciones de las que hablan todos los analistas de Wall Street y que están en la industria en donde hay más crecimiento. 

Evitar las empresas que se promocionan como «el próximo Facebook», «el próximo Netflix». Seguramente tuviste la oportunidad de escuchar a alguien en la televisión o en algún medio decir exactamente esa frase. 

Evitar las empresas que empiezan a comprar negocios en áreas en las que no tienen experience o que no están relacionadas directamente con el negocio principal en donde sí pueden obtener resultados por encima del costo del capital. 

A este tipo de empresas Lynch las llama «diworseifications». Lo único bueno para el inversor en estos casos  es terminar teniendo acciones de la empresa adquirida o encontrar víctimas pasadas de diworseifications que están listas para un proceso de turnaround. 

Evitar las «whisper stocks», esas stocks que son recomendadas que no las conoce nadie pero cómo son un «tip» tienen cierto atractivo. Te llegan recomendadas por algún pariente o amigo en forma de “acción en susurro” como dice Lynch.

Por último, también se aconseja evitar las empresas que concentran gran parte de sus ventas en un solo cliente. 

Mirar las Ganancias, Siempre las Ganancias

Desde ya la mayoría de las empresas valen por lo que ganan. Si en el futuro van a ganar más entonces deberían valer más. Es por ello que Lynch pone especial atención en su libro en el análisis de las ganancias de cada una de las empresas en las que invierte. 

Para analizar las ganancias de una empresa tenés que analizar qué podría pasar en 5 dimensiones en las que Lynch presta especial atención. Las ganancias pueden aumentar o pueden disminuir en función de: 

a-Reducción de costos: ¿puede la empresa reducir el costo de los materiales, el costo del trabajo o los costos fijos en los que incurre cada año?

 b-Aumentar precios: ¿tiene la empresa poder suficiente para aumentar sus precios año a año y no perder clientes? Este sería uno de los signos de que la empresa tiene un MOAT que protege su fuente de ganancias, de todas formas la definición de MOAT y qué significa sin duda queda para otro artículo. 

 c-Expandirse a nuevos mercados: ¿puede la empresa ingresar a nuevos mercados con su producto actual? 

d-Expandirse en mercados actuales: ¿puede la empresa seguir creciendo en los mercados actuales producto de un incremento en su participación de mercado? 

d-Revitalizar, cerrar o disponer de una operación que esté perdiendo dinero: ¿puede la empresa cerrar una operación que está perdiendo dinero y de esa forma mejorar sus ganancias? 

Todo esto es lo que tenés que tener en cuenta a la hora de analizar el potencial de crecimiento en ganancias de una empresa. Desde ya cada punto merecería una guía en sí mismo pero aún así es un buen pantallazo general. 

Una empresa vale en función a sus ganancias y en función a los activos netos con los que cuenta. 

Lynch hace la tremenda comparación entre una acción y a cuánto valoraríamos a un ser humano: todo lo que una persona posee (palos de golf, un auto, una casa, etc.) menos lo que debe (deudas de poker, de tarjetas de crédito, etc.) es el valor neto o book value de la persona. Pero además de eso también está la capacidad de generar ganancias en el futuro y este es el otro valor que también debe tenerse en cuenta. 

Se puede hacer una comparación entre las profesiones y los tipos de empresas (slow growers serían los que tienen un puesto predecible y sin muchas posibilidades de crecimiento en una corporación por ejemplo). 

Cómo decía más arriba entonces el precio de una acción es influído en gran medida por las ganancias por acción y, el P/E se mantiene constante, entonces un aumento en las ganancias debería producir un aumento en el precio de la acción. La diferencia de P/Es entre empresas se explica por la perspectiva de los diferentes inversores en cuanto a las perspectivas futuras de cada negocio. 

Los P/Es van a ser más bajos para una slow grower (7 a 9) , mayores para una stalwart (10 a 14) y mucho más para una fast grower (14-20). Las compañías con P/E elevados deben tener crecimientos extraordinarios en ganancias para justificar el alto precio. Cada compañía debe crecer y cada precio de cada acción tiene “descontado adentro” esas expectativas de crecimiento. 

Antes de comprar una acción siempre conviene mirar la evolución histórica del P/E por trimestre para tener una idea de cuáles son los niveles normales de esa empresa. 

Algo interesantes que recomienda Lynch en relación a este punto es lo siguiente: como no se puede  predecir exactamente cuáles van a ser las ganancias de una empresa trimestre a trimestre, lo mejor que se puede hacer, dice Lynch, es tratar de ir viendo si la gerencia va cumpliendo los planes que había anticipado para hacer crecer las operaciones de la compañía.

Cómo Analizar un Balance en 10 Minutos 

Cómo analizar un balance en 10 minutos según Peter Lynch: 

a-En el activo corriente mirar la posición de efectivo y marketable securities; sumarlas para saber cuánto efectivo disponible tiene. Ver si está aumentando o disminuyendo con respecto a los años anteriores. 

b-En el pasivo ver el monto de long-term debt y ver si viene aumentando o disminuyendo (si el efectivo viene aumentando y este tipo de deuda viene disminuyendo entonces el balance se está haciendo cada vez más fuerte); después ver el total y calcular la posición neta de efectivo. 

c-La deuda corriente o de corto plazo se puede ignorar o asumir que se paga con el resto de los activos corrientes. 

d-Ver después el resumen de los últimos 10 años para analizar tendencias, ver qué pasó con el número de acciones; si viene disminuyendo porque la empresa está recomprando acciones es una buena señal.

d-Dividir la posición neta de efectivo por la cantidad de acciones para ver cuánto hay de efectivo por acción, para tener una idea de cuál sería el piso del precio de la acción. 

Qué Mirar en un Balance si se Tienen más de 10 Minutos

Algunas de las otras métricas a observar en un balance y que se deberían tener en cuenta al momento de analizar una acción podrían ser: 

-Porcentaje de ventas: ¿qué porcentaje de las ventas representa el producto estrella por el que la compañía se destaca?

-Price/earnings: El precio está bien si el P/E se iguala a la tasa de crecimiento anual de ganancias. Si el P/E es menor a la tasa de crecimiento (la mitad por ejemplo) entonces estamos ante una bargain, si es mayor estamos ante una compañía que tiene un precio demasiado elevado. Este ratio daría para analizar más en detalle pero básicamente se trata del PEG Ratio que compara el P/E de una acción con su tasa de crecimiento anual más reciente. Si una empresa viene creciendo al 20% anual y tiene un P/E de 20 entonces tendría un PEG Ratio de 1, lo que indicaría que su precio está dentro de los parámetros normales. 

-Posición de efectivo: hay que ver cuánto efectivo neto de deuda a largo plazo tiene la compañía y eso restarlo al precio de la acción para ver cuánto vale el negocio realmente.

-Debt factor: se compara el equity con la deuda a largo plazo (para la deuda a corto plazo si hay suficiente efectivo entonces se puede dejar de lado). Un balance normal tiene 75% de equity y 25% de deuda (ese sería un balance fuerte), un balance débil por otro lado sería 80% deuda y 20% equity. Esto es especialmente riesgoso en compañías jóvenes. Estos ratios de todas formas es algo indicativo y no es una regla que hay que mantener a raja tabla. 

-Dividendos: lo bueno que tienen las compañías que pagan dividendos es que en teoría no podrían malgastar los flujos libres de efectivo en diworseifications. Además, la presencia del dividendo puede hacer que el precio no caiga tanto cuando hay un downturn ya que el rendimiento de la acción aumentaría muchísimo y otros inversores terminarían comprando la acción solamente por eso. 

-Book value: tener cuidado de que los activos que aparecen en el valor en libros no estén sobrevalorados ya que si hay mucha deuda se pueda caer en una situación difícil. El valor que siempre es real va a ser la deuda mientras que el valor de los activos puede variar sobre todo en una venta de liquidación. 

-Hidden assets: las compañías que son propietarias de recursos naturales, como tierra, petróleo o metales preciosos, registran esos activos a un valor en libros que es una fracción de su valor real. Otros activos como marcas, patentes y licencias son llevados también a valor libros y se siguen depreciando hasta que desaparecen del balance. Los tax breaks también pueden ser un hidden asset.

-Cash flow: es el efectivo con el que la empresa se queda por hacer los negocios. Las mejores empresas son las que pueden generar efectivo sin tener que gastar mucho efectivo. Para algunas empresas es más fácil generar efectivo que para otras. Se refiere siempre al free-cashflow que es lo que queda después de las inversiones en CAPEX. 10% está bien, 20% es increible. 

-Inventarios: cuando los inventarios crecen más que las ventas es una mala señal, sobre todo en retailers y en empresas de manufactura. Fijarse en las notas de «management discussion on earnings». Si los inventarios se empiezan a vaciar es el primer signo de que hay un turn around. 

-Pension plans: son obligaciones que la empresas se comprometió a pagar por lo tanto deben verse como deuda. Prestarle atención específicamente en los turnarounds

-Growth rate: el único crecimiento que importa es el crecimiento en las ganancias. Si el negocio puede aumentar los precios año tras año sin perder clientes entonces estamos ante una tremenda inversión. Una empresa creciendo al 20% que se vende a un P/E de 20 es mucho mejor inversión que una empresa que se vende a un P/E de 10 creciendo al 10%.

-The bottom line: ganancias después de impuestos. Solo sirve comparar estos márgenes para compañías de una misma industria. La compañía que tiene un margen de ganancias superior es por definición la que tiene menores costos en toda la industria. Estas son las que tienen mayor chance de sobrevivir. 

Consejos Finales Para Invertir en Bolsa 

Casi al final del libro, Peter Lynch termina con algunas conclusiones y consejos finales para todo aquel que quiera embarcarse en la aventura de comprar acciones particulares: 

-En algún momento de los siguientes 3 meses o del siguiente año o de los siguientes 3 años el mercado va a tener una fuerte caída, eso es casi seguro. 

-Estas caídas son grandes oportunidades para comprar buenas compañías a precios de remate. 

-Para salir adelante del mercado no hace falta tener razón todo el tiempo, solo una pequeña cantidad de veces. 

-Las diferentes categorías de empresas tienen diferentes riesgos y recompensas. 

-Se puede hacer mucho dinero componiendo una cartera con stalwarts que tengan un rendimiento del 20 o 30% anual. 

-En el corto plazo el precio de las acciones normalmente se mueve en la dirección opuesta a los fundamentales pero en el largo plazo el mercado sigue a los fundamentales. 

-Solo porque una compañía esté teniendo malos resultados no significa que pueda todavía performar peor. 

-Solo porque el precio de la acción de una compañía vaya subiendo no significa que tengamos razón. 

-Solo porque el precio de la acción de una compañía vaya para abajo no significa que estamos equivocados. 

-Stalwarts que tienen mucha cobertura de Wall Street y tienen mucho ownership institucional tienen a estar listos para una corrección. 

-Comprar una acción con un pronóstico mediocre solo porque la acción está barata es una técnica perdedora. 

-Vender la acción de una empresa que crece rápido solo porque la acción parece estar ligeramente sobrevalorada es una técnica perdedora. 

-No perdés nada no comprando una acción que después se transformó en un tenbagger. 

-No tener demasiado apego a una acción ganadora que después terminamos volviéndonos complacientes y dejamos de revisar periódicamente la tesis de inversión.

-Si la acción se va a cero, ¿qué porcentaje de lo que invertiste perdés? Todo, independientemente del precio al que hayas entrado. 

-Cuándo salen buenas cartas entonces añadir a la posición y vice versa. 

-Nuestra posición no va a mejorar si cortamos las flores y regamos las malezas. 

-Si no creés que le podés ganar al mercado entonces comprate un index fund o un fondo mutual y ahorrate muchos problemas. 

-Siempre va a haber algo de qué preocuparse. 

-No tenés que «besar a todas las chicas». No hay que comprar todas las acciones que se piensa que van a subir, solo aquellas en las que se haya realizado un cuidadoso análisis de si realmente es una buena inversión o no. 

Conclusión Sobre Un Paso Por Delante de Wall Street

Cómo decía más arriba, este libro es un clásico para todo aquel inversor particular que quiera comenzar el proceso de invertir por su cuenta. 

Si bien algunos de los consejos y estrategias que comparte Lynch han quedado anticuados con el paso de los años, aún así es una excelente lectura escrita en un lenguaje claro y fácil de entender para todos aquellos que no pertenecen al mundo de las finanzas. 

Si quieres descargar esta reseña sobre Un Paso Por Delante de Wall Street en PDF, puedes hacerlo aquí

Si quieres directamente comprar el libro en Amazon también puedes hacerlo a continuación ya que además se encuentra en formato Kindle y de tapa dura: click aquí.

Si quieres ver un video animado resumiendo los principales conceptos del libro puedes ver los siguientes:

Bibliografía 

Lynch, P. (1989). One Up On Wall Street: How to Use What You Already Know to Make Money in the Market. First Fireside Edition. New York: Simon & Schuster.

Peter Lynch. (n.d.). In Wikipedia. Retrieved November 18, 2020, from https://en.wikipedia.org/wiki/Peter_Lynch#cite_note-3